PATHOLOGY

*****

Hace ocho años una película alemana llamada Anatomía dirigida por Stefan Ruzowitzky hablaba de las peripecias en el campus de una estudiante modelo interpretada por Franka Potente. Ella era una estudiante brillante pero sobre todo su abuelo había sido una autentica institución en la medicina, el profesor inaugura su clase diciendo que al mitad de ellos no llegarán a acabar el curso lo que pronto descubre que será inquietantemente cierto.

¿Por qué hablo de esto? Sencillo, porque es bastante más interesante que el planteamiento de Pathology que no es más que una desviación de esta cinta con menos gracia así que si quieres perder el tiempo viendo una pelí con estudiantes y una dosis de suspense y terror al menos te doy otra opción algo más entretenida. No digas que no te he avisado.

Ted Grey (Milo Ventimiglia) es un joven prometedor que se quiere dedicar a la patología forense, la rama menos agradecida de la medicina ya que sólo trata con cadáveres. Los contactos en el hospital y su reputación le preceden por lo que hacer amigos en el hospital no le será fácil sobretodo teniendo en cuenta su altivo carácter. Pero entre los inquietantes alumnos que circulan por el hospital uno de ellos sentirá una extraña atracción por él invitándole a un macabro juego: descubrir la causa de la muerte que alguno de ellos ha causado. De esa forma entre alcohol, drogas y psicotrópicos con alguna escena sexual para mantener entretenido al personal trascurre una esta mediocre y a veces aburrida película cuyo principal reclamo es su protagonista popular gracias a la serie Héroes que consigue no despeinar su “peinado de dibujo manga” en ninguna escena (la aparición de Alyssa Milano entre desmejorada y operadísima a pesar de sus desnudos no deja de ser casi una mera anécdota).

Lúgubre en su ritmo y con una estructura demasiado marcada crea a veces una disociada confusión como si se hubiese concebido en tres capítulos diferentes y sus personajes no tuvieran nada que ver unos con los otros en función a la parte donde se encuentran. Con un desenlace abrupto y calcado al de mil episodios de Cuentos Asombrosos deja poco lugar a la sorpresa ya que la progresión de Ted hacia el mundo de los bajos fondos es tan chocante y cortante como la normalidad con la que afronta el divertimento que eligen que resulta increíble y poco interesante. Son los choques entre la férrea vida que lleva su protagonista y el comportamiento que adopta lo que más llama la atención por su ilógico planteamiento que lo hace irreal e inverosímil perdiendo cualquier interés por un personaje que se deshumaniza desde el primer cuarto de hora de metraje.

Un desatino en todos los sentidos sólo amparado por un brillante trailer.


PROS: La fotografía oscura y pantanosa aunque a veces choque con el look de la película o el entorno donde deberían estar los personajes como si hubieran decidido reciclar los platós de Línea Mortal sin haberles dado una capa de pintura.

CONTRAS: La irregularidad de todos los personajes por culpa de un guión a trompicones y forzado.
Share on Google Plus

Sobre mi Ana Belén

Soy periodista y especialista en cine y cultura, además de otras múltiples disciplinas de la era digital. Además intentamos que este sea un hogar de frikismo y diversión, si quieres puedes localizarme en contacto@elladoocurodelceluloide.com.

0 Opiniones Constructivas :

Publicar un comentario