Peter Rabbit es malo, muy malo, con los alérgicos

No vengo hoy a tratar de lo buena o mala que es la ultima propuesta de Sony Pictures. Sólo diré que todos los niños de la sala se descoyuntaban de la risa. No, hoy vengo a hablar del boicot al que los "alérgicos" han decidido montar a la cinta infantil porque, según ellos, es poco sensible ante el problema de las alergias. 

Sí, de todas las protestas que se han llevado últimamente a la palestra creo que es de mis favoritas, esa  la de la multa por circular sin casco a Tom Hanks, creo que casi es un empate. Pero os voy a contar un poco de qué va la cosa para no perdernos.


Peter Rabbit está basado, muy ligeramente, en los personajes míticos de Beatrix Potter, una dibujante infantil inglesa conocida por su defensa del mundo animal. Sony ha llevado en una mezcla de animación generada por ordenador y personajes reales sus míticos cuentos. Peter es un conejo bastante antojadizo, egoísta y altamente pedante que no tiene respeto por nada ni por nadie. De ahí que le pasen una serie de desgracias que le hagan emprender el típico camino interior para saber que no se está portando bien y se redima y deje de hacer el mal. Sin entrar en muchos detalles se dedica a porculear a humanos para su propio beneficio. Cuando llega a la casa de al lado su nuevo propietario decide hacerle la vida imposible para poder vivir a sus anchas en el huerto y conservar las atenciones de la joven pintora que vive al lado. Por eso pone en marcha millones de maldades para echarle.

Los alergicos sostiene que la compañía es poco sensible a la problemática de los alergicos. Primero la mitad de las webs y las quejas proceden de gente que no ha visto la película pues parece que se quejan de que quiere envenenar a uno de sus amigos... aunque no parezca relevante el blanco del ataque es su "enemigo" en la cinta. Cosa que ya hace que prejuzguemos un poco el contexto. Es más, en un momento determinado de la cinta los amigos de Peter Rabbit le dicen que la alergia es una enfermedad muy seria aunque el conejo se lo tome a guasa. La cuestión es que dicen que ese ataque en concreto es una ofensa y un intento de bulling irrespetuoso para todo ser que sufra alergias.

No digo que intentar matar a alguien con un fruto esté bien pero me parece un poco heavy que se saque de madre tanto el concepto como para que Sony haya tenido que pedir disculpas. Explico los motivos:

1. El conejo no tiene el plan de matar a Tom con moras, es como que va surgiendo, doy fe que lo intenta de muchas y muy variadas maneras para ser un animal de 30 centímetros. Pero según las asociaciones esto es lo más irresponsable del mundo. No menciona nada de las agresiones físicas, los intentos de electrocución o las múltiples putadas que el roedor lleva a cabo para acabar con el pobre hombre, solo las moras. 

2. Literalidad y ficción. recordemos que estamos viendo una película infantil y por tanto hay determinadas cosas que se tienen que diferenciar. Mi hijo de 4 años fue capaz de entender que los conejos no van vestidos, no hablan, no confabulan y que era pura ficción. Pero yendo un paso más allá. Supongo que cualquier otro tipo de asesinato, bastante más bruto, que aparece en al película no es tan grave como hacerle comer unas moras, y hablo de acciones realemnte violentas para ser adorables conejitos.

3. El aleccionamiento antes de ver al cinta es claro. Los personajes le reiteran a Peter que lo que va a hacer es malo y peligroso. Pero parece que con lo que vieron en el trailer les vale para dar lecciones a los padres que tenemos que explicarle al niño que darle moras a un alérgico es mal. Pero volar cosas con dinamita o electrocutar gente no lo es tanto... porque esas cosas también salen en la pantalla pero no tienen tanta gracia. Casi todos los post, tuits y comentarios son de persoans que simplemente han visto una escenapero no la película completa. Tecnicamente el mensaje es "matar es malo sea cual sea la forma que se le ocurra al conejo" , porque lo de las moras es casi lo más inofensivo que se le pasa por la mente.


Ojo, no digo que reírse de las alergias esté mal, pero no he leído en esas escenas ese sentido. Al contrario, cuando el personaje tiene que inyectarse para evitar la reacción los conejos se vuelven conscientes de que no ha sido una idea brillante pero la libertad creativa se nos está yendo de las manos con lo políticamente correcto e incorrecto. Si Macaulay Culkin tuviera que pedir perdón por todas las putadas que hace en Solo en casa nos quedábamos sin película. O qué me decís del pobre Coyote del Correcaminos, si eso no era bulling y ensañamiento que venga Dios y lo vea... Pero no nos llevamos las manos a la cabeza y necesitamos explicar que eso no está bien y no se hace. Se da por supuesto. Peor es que los pobres señores de Sony si lo dicen en la película, no hace falta ni ver su comunicado.

¿Crees que el boicot está justificado? ¿Lo políticamente correcto no se nos va un poco de las manos? ¿Hasta donde llega el grado de sobre protección de los padres de hoy en día? ¿No podemos exigirnos un poco y ser los propios padres los que a la salida del cine podamos explicar si algo está bien o está mal a los niños y no las productoras? Voy un poco más allá... ¿Vamos a dejar de tratar determinados temas como si no fueran reales? Porque es posible que mi hijo sepa mejor lo que es una reacción adversa a una alergia viendo esa película que habiéndoselo explicado yo con millones de fotos.   ¿Qué pensáis?

Oda de amor a Michael Fassbender

Hace un tiempo que no me paso por aquí por el mero gusto de alegraros los ojos. Porque una es esplendida y de vez en cuando merece la pena elegir bien la película para observar la buena fotografía sobre abdominales o , como en este caso, sobre los atributos en general del protagonista.



Es una lástima lo mal repartido que está el mundo y que las exigencias del guión en cuanto a eso de enseñar carne Sean solo en una dirección. A veces me pregunto si los hombres se acuestan siempre vestidos con cuello vuelto y si pagar por quitarse la camisa es en el mundo masculino el equivalente a un buen plano de delanteras. En el caso de las películas de género esto se multiplica por cinco porque antes de la primera masacre de menos de dos pares de silicona no te libra nadie.

Por eso me hace especial ilusión hablar de ÉL. Si, en mayúsculas. De FASSBENDER. Un tipo igual de arriesgado al elegir papeles como impúdico a la hora de enseñar lo que haya que enseñar. A pesar de la ristra de Blockbusters que lleva a sus espaldas en lis últimos cinco años este muchacho empezó siendo carne de película de terror en cosas como Eden Lake,que para la época no estuvo nada mal, y así ha ido enlazando auténticas películas de arte y ensayo de esas de perder 18 kilos y quedarse en nada por exigencia del papel (Hunger) a ponerse en la piel de Magneto (X Men).

En esta filmografía dispar y disipada hay muchas cintas que no se han llegado a estrenar en España y otras que lo hicieron en circuitos muy reducidos pero que son auténticas delicias, no por temática pero sí por las vistas. Que no se os olvide que Michael fue uno de los 300... que es cierto que con tanta testosterona llegó un momento en el que diferenciar costillares era complicado pero allí estaba. Pero como una es muy indie y hay escenas que tienen que marcarte podemos decir que su Full Frontal de Shame (McQueen) es el equivalente femenino de instinto básico para toda una generación de cinéfilas. ¿No la habéis visto? Pues pese a su crudeza y que el tema no es fácil el tratamiento y ese plano de paseo enseñando intimidades por la cámara merece mucho la pena. Ya sin entrar en temas cinematográficos porque la sexualidad en el cine hay que tratarla más, no como en las Sombras de Grey, un poco más normalito, ya me entienden.

 Entre sus títulos sorprende encontrarse cintas que se han estrenado o que ni siquiera llegaron a las pantallas en España, pese a que este señor lleva ya un nombre y un caché majo. En Sitges hace tres años incluso decidimos ver si Slow West que es básicamente, como s´u título indica, una película del Oeste muy lenta. Podéis llamarme loca pero , y sin entrar a valorar las calidades de las cintas, el hecho de que este señor se pasee por la pantalla en caballo, sin caballo, apretado, o con poca ropa ya merece la pena. Mis estándares son así de básicos.


Si aún sigues sin ubicarlo (que ya tiene delito) lo mismo tienes más reciente su aparición en Assasin's Creed, una  cosa que no tenía ni pies ni cabeza. Sólo por ver los entrenamientos del amigo  sus saltos de fe perdono todas las incongruencias históricas del guión que además masacraba un poco la historia de España.

Tu última oportunidad de haberle disfrutado enfundado en un papel ambiguo pero bastante solvente es en las nuevas aventuras de Alien. No quiero hacer Spoilers porque como es una secuela lo mismo no sabéis que ese bicho se come mucha gente, y no es mi intención reventaros cine clásico que siempre hay mucho desubicado por las redes. Eso sí, aunque Prometheus pecara de filosófica y autocomplaciente y fuera más larga e innecesaria que un día sin pan, allí estaba él para alegrar la vista.

 No os perdáis su Machbeth, o dejad una sobremesa para ver El muñeco de nieve, si tienes un Iphone también ha sido Steve Jobs... ¡Lo tien todo el chaval! Y eso lo sé porque se lo hemos visto.

Reitero, toda esta oda de amor a una carrera poco convencional, de un señor que lleva trabajando mucho, pero mucho los últimos 10 años pero que aún no está en las orejas del público convencional, y que bromea diciendo que enseñar el "pito" le valió que nunca jamás le vayan a nominar para un Oscar, un tipo majo, con encanto , que cae bien y luce muy bonito... Un señor que hay que seguir señores.


Más críticas en El lado Oscuro del Celuloide: 
http://www.elladooscurodelceluloide.com/2014/02/camino-los-oscar-doce-anos-de-esclavitud.html
http://www.elladooscurodelceluloide.com/2012/04/shame.html
http://www.elladooscurodelceluloide.com/2011/12/un-metodo-peligroso.html
http://www.elladooscurodelceluloide.com/2009/03/eden-lake.html

Personajes femeninos en Cars

No es un secreto que desde hace unos años Disney ha visto que el futuro de la empresa pasa por femineizar contenidos. Prueba de ello es que su canal de televisión casi en un 80% se dedica a ese perfil.

En el cine Brave, Vaiana y las nuevas princesas intentan dar modelos de genero fuertes y potentes y la cosa les está saliendo redonda. Eso sí, las franquicias son las franquicias y Cars lleva dando muchos años dinero y gustando a niños y niñas. En las dos primeras entregas los personajes femeninos eran puramente accesorios pero inspiradores:  

Sally, una abogada de éxito que abandona su trabajo y su estilo de vida para vivir tranquila rodeada de naturaleza y huyendo del estrés;  

Flo, una impresionante máquina que decide montar su propia gasolinera (bar). En la segunda parte la “novia” de Mate quiere que le reconozcan como una agente de campo.  

Holley Shiftwell simplemente es apoyo de una importante misión recién licenciada en la academia. Pero ella sabe que quiere ser más, motivo por el cual olvida a Mate para seguir su carrera como espía. Quizás ella sea la precursora de los avances en cuanto a contenido y forma en el trato de la mujer en la tercera parte.

Por supuesto los estereotipos de mujeres florero entregando premios o haciendo el groupie aparecen de forma descarada en la primera pero se van borrando hasta aparecer solo en la mano de Chick Hicks, el archienemigo de Rayo metido a comentarista que trata a su “analista deportiva” con bastante desdén. Pero sin duda hay dos cuestiones que merecen atención en la película que se estrenó en verano de 2017 y que marcan la diferencia con su primera entrega de la que hace ya 12 años.

La primera es la “normalización y explicación”, en las carreras hay mujeres corriendo. Es cierto que no están en los primeros puestos, es cierto que no llevan ningún peso y, por supuesto, sabes de su existencia porque su camión y su chasis es rosa y con flores. Miento, en la segunda parte Carla Veloso competía aunque posiblemente no os suene ni de lejos. Pero ahí estaba también. Ahí están, ese es un buen resumen.

Y aquí es donde entra una de las escenas más ilustrativas de lucha de géneros y derechos que hemos visto en las pantallas dirigidas a público infantil. es el momento en que recuerdan que las mujeres no podían correr. es una sutil conversación de ancianos en un bar pero es la mar de esclarecedora. Louise "Barnstormer" Nash en realidad está inspirada en Louise Smith, la primera mujer que compitió en las carreras allá por los años 40. conocida por darse unas galletas descomunales (se cuentan hasta 48 y no se sabe el número de huesos rotos de la buena mujer) pero también por ganar 38 circuitos. Es anecdótico que los críos desconecten en esta parte tras las carreras trepidantes y se pierdan los pocos datos históricos relevantes que Pixar se atreve a dar, datos que además son muy enriquecedores y que se asoman a hechos históricos como la ley seca de uan forma sutil para que los peques puedan aprender también algo de historia.


Por otra parte el tratamiento que se da a Cruz Ramírez es exquisito. Un vehículo de origen hispano, que no se atrevió a dar el paso de correr (es decir, demuestra una normalización de las mujeres corredoras con total naturalidad) y prefiere escudarse en la comodidad de entrenar a futuras estrellas. En todo momento el “desprecio” hacia ella es por su papel de asalariada, no por ser una mujer. Nadie cuestiona que ella tenga derecho a correr por su género, si no por su trayectoria. Eso es digno de alabar y un paso adelante en educar a los más pequeños para saber qué puede hacer una mujer en el mundo del deporte. También tengo que informaros que el personaje, el primero femenino con categoría de protagonista de la saga,  en principio iba a ser un tío... ¡Ohhhh!

¿Decepcionados? Pero con la situación política del país americano y la amenaza de deportación de millones de hispanos la cosa dio un giro y eligieron a una humorista Cristela Alonzo, de origen mejicano, concienciada con esta causa para inspirar y cambiar un poco la dinámica del mismo.
 
Mi más sincera enhorabuena a Disney y Pixar por ese cambio, sutil y delicado pero necesario.

Así que, después de un maratón de películas con testosterona a cuatro ruedas, podemos sacar una enseñanza... Pretenden normalizar, van lentos, pero van. Inmejorable evolución señores.

Crazy Ex Girlfriend (o como nos gusta destrozar los títulos Ex novia chiflada)

Si, desde hace un tiempo estamos a tope con las series porque desde que Netflix permite descargarse los capítulos mi vida es más asocial pero feliz y puedo no hablar con nadie en el trabajo y dedicarme a ponerme al día así que calculo que en un mes seré capaz de mantener una conversación con un friki normal sin parecer una madre...

Y para empezar he elegido una serie así como que a priori parecía una tontada y con la chorrada me ha encantado. Os cuento porque más simple al cosa no puede ser y luego voy dando los detalles de la discordia sobre Ex Novia Chiflada



Rebecca Bunch es una abogada (judía) de éxito en Nueva York que mantiene una vida dentro de los estándares de la felicidad. Está a punto de ascender, es una tía popular, intenta complacer a su señora madre,... pero entonces sufre un ataque de pánico y se cruza con su novio del  campamento de verano y decide mandarlo todo al carajo y mudarse a West Covina, California que está en el fin del mundo y lejos de la play, por cierto. Y allí con un trabajo mediocre y una nueva ristra de amigos raros intentará conquistar a su amor de juventud... en plan psicópata.

Hasta aquí nada nuevo en el horizonte pero si que hay cosas que molan y no henos visto antes. Lo primero de ello es que los protagonistas son señores y señoras muy normales. Es decir, Rebecca tiene sus kilitos de más y es feliz, su amiga marujona guapa, guapa no es, el chico "guapo" es feucho y la chica cañón necesita una rinoplastia... Bueno, puedo perdonar al tipo del bar por aquello del papel de amigo gamberretre y molón (Santino Fontana) pero reconozco que tiene un puntazo importante (y eso que cantaba en Frozen).


He dicho cantar así que puedo informar de la otra peculiaridad de la serie. Tiene números musicales. Y molan. Soy de darle a pasar los que no me gustan, no os voy a engañar. Pero es que hay uno en concreto que me podía poner en replay sobre Infecciones del tracto urinario. Lo sé, suena raro pero es que la serie como os he dicho no es lo que entendemos por comedia normal. Roza el tipo de serie parodia de comedia romántica con empoderamiento femenino y escenas que dan vergüenza ajena pero que son gracioso. No hay tabú en cuanto a sexo o sexualidad... de ningún tipo.

¿Me ha molado? Pues sí, la verdad es que es de esas cosas que le das al play sin pensarlo y me la he tragado enterita, tienes ya hasta la tercera temporada completa, que la cosa no decae, se hace más bruta. No en calidad pero si en contenido.  Por cierto, EN INGLÉS , ¿vale?

¿La conoces? ¿La has visto? Quiero opiniones para saber si soy yo que he perdido el rumbo...

Wonder Woman Vs Colossal ¿Películas feministas?

Mira que se ha puesto de moda eso de colgar el cartelito de “feminista” a las películas. Pero es que de un tiempo a esta parte se nos va un poco de las manos. El año pasado disfrutamos de dos películas que pugnaban por el título a la peli más “reivindicativa de la mujer” del año. Por desgracia una era una súper producción de Hollywood y la otra una cinta indie que aunque tenía en el cartel a Anne Hathaway poco tenía que hacer en taquilla contra su rival. Pero una cosa es la taquilla y otra muy distinta la calidad y los valores. 

Te animo a descubrir un David contra Goliat, dentro del cine fantástico y que además tiene toque español… Y decide cuál de las dos merece el reñido título de “La peli feminista del año”. Se trata de Wonder Woman vs Colossal.


Es muy posible que no tengamos que explicar gran cosa de Wonder Woman, incluso si no habéis tenido la oportunidad de verla tenéis una idea bastante formada del personaje. Es lo que tiene el mainstream, que deja poco a la imaginación. Ella es Diana, una princesa guerrera criada por amazonas en una isla misteriosa fuera del espacio y el tiempo, una raza de mujeres fuertes y poderosas que no necesitan los hombres. El mundo, fuera de su burbuja sigue avanzando y en plena Guerra Mundial un soldado acaba en la isla y Diana sale de su entorno protector. La figura de Wonder Woman siempre ha sido sinónimo de feminismo y de protesta ante la sociedad establecida. Es posible que en los comics, y seguramente en películas posteriores, eso se vea de una forma meridianamente clara pero en esta cinta, a pesar de dirigir una mujer, Patty Jenkins, la cosa se queda en mera anécdota.

No digo, ojo cuidado, que la Mujer Maravilla, que lleva en pie desde hace 75 años no sea un símbolo del empoderamiento femenino, una inspiración para muchas generaciones, una mujer dentro de un mundo de hombrees… Lo que digo es que todo eso aparece, bajo mi punto de vista, demasiado velado en el film de 2017. Y por supuesto era mucho más evidente allá por 1941.  Casi como un chascarrillo. Los momentos de empoderamiento femenino son meramente accidentales, la muchacha se comporta como considera normal hacerlo por su educación y no por convencimiento. Es más, algunos personajes masculinos no ahorran en chascarrillos sobre femineidad y roles de mujer a placer. Algunos casi insultantes. Al menos a mí me faltaban manos para taparme la cara de la vergüenza ajena. 

Una vez superado el trauma inicial la película va hacia derroteros que no me acaban de convencer. Si tenemos a una mujer fuerte que consigue liderar un equipo ¿es necesario narrar una historia de amor tan insulsa e insustancial? Voy más allá, ese momento heroico de su “amor verdadero” para acabar de matar las pocas esperanzas que albergaba en mi interior.

No  os engaño. No me gustó Wonder Woman. Es una peli con mucha acción, mucho chiste facilón y que creo que no hace justicia a la Mujer Maravillas, aunque como soy una romántica espero que se encauce porque Disney sabe que es un filón y seguirá explotando a la gallina de los huevos de oro.

Pero además quiero hablaros de Colossal, una película cuya fecha de estreno coincidió en el tiempo pero no fue tan simétrica en taquilla. Quizás tenga algo que ver eso de la distribución paupérrima que le dieron a Vigalondo en su aventura americana. Si, se nos ha ido, ya lleva dos peliculones fuera de nuestras fronteras y vamos a perderle para siempre, aunque bien mirado, viendo como invierte sus cinco millones de  euros yo me quito el sombrero. Como deduzco que un tanto por ciento importante de los lectores ni siquiera saben de la existencia de esta `película os pongo en antecedentes.

Anne Hathaway es una chica un poco conflictiva. Rompe con su novio y vuelve a su casa natal, un pequeño pueblo donde redescubre amigos de la infancia mientras un monstruo invade Seúl. Pronto averiguará que tiene mucho que ver con ella. Según va descubriendo su relación con el bicho que se encuentra a millones de kilómetros también averiguará mucho sobre sí misma. Sus debilidades, que son más de las que sabe, pero también sus fortalezas.

Y si, la cinta de Vigalondo es una auténtica maravilla y una oda a la fortaleza de la mujer. Al empoderamiento femenino REAL y a la capacidad de conocer y acabar con los errores tocando temas de machismo, maltrato, y de paso ciencia a ficción. ¡Un genio como la copa de un pino!


Es verdad que a alguno le puede costar entrar en el juego de los gigantes nipones destruyéndolo todo, agarrar al vuelo la metáfora y asimilar como cierto todo lo que pasa en la pantalla es básico para un disfrute de la cinta. Si podemos tolerar el "pacto de la ficción" a Wonder Woman deberíamos hacer lo propio con Colossal. Pero una vez entras en la dinámica es un no parar. Los giros, que una vez descubierto el meollo de la cuestión, son más de desarrollo interno de personajes que otra cosa acaban dibujando en el papel de Gloria una autentica Wonder Woman sin capa pero con más personalidad que su colega Gal Galot, que sí, es muy guapa ella, pero ni chicha ni limoná.

Y ya puestos a entrar en debate… ¿Habéis visto las dos películas? ¿Creéis que es para tanto el papel feminista que se atribuye a Wonder Woman en su adaptación al cine? ¿Habéis visto Colossal? ¿Cuál os parece más feminista de las dos? ¡El combate ha empezado!