IL GIORNO PIU BELLO

*****

Leo quiere a Nina, es liberal, divertida, espontánea y además no está a favor del matrimonio, exactamente la cosa que más clara tiene Leo en la vida: que nunca se casará. Hasta que una noche ella suelta la bomba y le pide en matrimonio. Desde ese instante se dan cuenta de que si van a dar el paso quieren hacer una ceremonia diferente. O al menos eso piensa Leo que ve como su próxima mujer se posee por un espíritu consumista nupcial que le crea más de un quebradero de cabeza.

Fabio Troiano (Dopo Mezzanotte) explota en esta ocasión una vis cómica insospechada con una gracia innata ante las ocurrencias de Violante Placido que muta su simpática apariencia inicial para convertirse en una obsesa de las bodas. Si les sumas los padres de él altivos en contra de la familia política, los de ella hippies y comunistas, un marxista que aprovecha los sermones para las más variadas riñas eclesiásticas como cura del enlace y un testigo de boda que da de todo menos buenos consejos el lío está montado.

Estructurada en pequeños sketchs que coinciden con cada preparativo del feliz evento se podría considerar casi como una especie de previo cómico de Casomai (la película que sí tenía el casamiento perfecto pero cuya relación posterior hacía aguas). En los lugares más insospechados aparecen las cabeceras que anuncian cual será la próxima preocupación de Leo: la lista de bodas, los testigos, la iglesia, …y a cada nuevo obstáculo tratado cómicamente pero en la contención de lo realista los nervios del novio se irán encrespando más y más.

Su director Massimo Cappelli ha decidido estrenarse en la aventura del largo con una apuesta segura repitiendo los lugares comunes de cualquier comedia sobre bodas pero dándole el toque cínico y crítico que a veces se echa en falta en estos títulos enfrentando la tradición y el anticonformismo. El público será conducido por esta simpática y edulcorada comedia con una sensación de indoloro placer a pesar de los momentos en los que el guión se conforma con lo obvio. Irregular y con algunos altibajos está especialmente escrita para un público joven que se encuentre en los papeles de sus protagonistas y que sean capaces de captar las sutilezas de las aparentemente banales preocupaciones de los novios. No en vano cabe decir que el guión, escrito por un hombre y llevado a la pantalla por otro, es una visión siempre del punto de vista masculino, interesante y menos estresante de lo que podía ser el de una mujer. Pero se refleja en que los personajes femeninos son bosquejos de una realidad que ayuda a la caricatura y que a veces colabora a estos baches con los que se encuentra el director cuando quiere hacer algún tipo de aclaración sobre el otro sexo.

Lo único que se echa en falta un poco más de arrojo y compromiso que llega a modo de sorpresa con un final que remonta cualquier duda que se haya tenido durante el resto de la proyección.



PROS: El final fantástico.

CONTRAS: Que hay tantas películas sobre bodas que deja poco margen a la sorpresa.
Share on Google Plus

Sobre mi Ana Belén

Soy periodista y especialista en cine y cultura, además de otras múltiples disciplinas de la era digital. Además intentamos que este sea un hogar de frikismo y diversión, si quieres puedes localizarme en contacto@elladoocurodelceluloide.com.

0 Opiniones Constructivas :

Publicar un comentario