ELLING

CCCCC

Nominada al Oscar por Noruega en 2002 atrapó al público más joven en San Sebastián. Motivos no le faltan a esta comedia con toques dramáticos que narra las peripecias de dos compañeros que son dados de alta de una institución mental y hospedados en un piso en el centro de Oslo para que se manejen ellos solos.

Elling vivió siempre con su madre, bajo su ala y sin conocer la vida por sí mismo, cuando ella muere tiene que enfrentarse con todo lo que nunca ha hecho. Su compañero de peripecias es Kjell Bjarne, un gigantón todo corazón cuya máxima preocupación es que nunca ha conocido contacto con una fémina. El asistente social les da sólo unas cuantas premisas para que sean capaces de manejarse y demostrar que pueden volver a vivir en sociedad: salir, hacer la compra, limpiar, coger el teléfono y conocer gente nueva. Mientras Kjell Bjarne está deseando hacerlo todo, sobre todo esto último, Elling es algo más reticente.

La forma de retratar el modo en que ambas mentes infantiles carentes de orden y lógica se enfrentarán a la vida como si fueran un par de niños es una autentica delicia. Es impactante como capta la esencia de que cada acción totalmente normal y automatizada para explicar que para ellos es casi una excursión al paraje más peligroso del planeta. Abrir la puerta es un mundo, coger el teléfono una gran lucha, y sin duda ir a cenar o usar un lavabo público puede ser una tarea titánica que ocupa a Peter Naess y que solventa con una gran dosis de contención, ternura, inteligencia, sinceridad y sobretodo humor.

Elling es un personaje entrañable que además nos guiará con una fascinante voz en off a través de todas sus preocupaciones cotidianas en unos diálogos propios del Club de la Comedia consiguiendo algunas de las reflexiones más lúcidas del cine. Nos hace participes así de su misterios mundo interior, sacando a pinceladas poco a poco todas sus preocupaciones y movido por el arrojo de la desesperación. Su visión positiva de la vida, sus inventos y las historias con las que alimenta a su compañero de cuarto son tan magníficas que cuando decide cual será su futuro fuera del psiquiátrico tiene un cierto sentido místico. Es inteligente, sofisticado y exigente, en ello recae el encanto de sus pataletas infantiles y sus meteduras de pata, conscientes o inconscientes.

Brillante y, como le gustaría a Elling, casi pura poesía.


PROS: Sus dos protagonistas, tanto sobre el papel como sus actores.

CONTRAS: cuando por fin empiezan a despegar individualmente pierde un pcoo de gancho.
Share on Google Plus

Sobre mi Ana Belén

Soy periodista y especialista en cine y cultura, además de otras múltiples disciplinas de la era digital. Además intentamos que este sea un hogar de frikismo y diversión, si quieres puedes localizarme en contacto@elladoocurodelceluloide.com.

4 Opiniones Constructivas :

  1. Ooooh, ha sido ver el título de la peli, y venirme unos recuerdos tan entrañables... Me han entrado ganas de volver a verla.

    Me alegro mucho que te haya gustado. La verdad es que esta es la única peli que le encanta a todo el que se la recomiendo.

    El resto del mundo podéis decir lo que queráis, pero películas con la magia de esta no se hacen en Hollywood.

    Con mucho miedo diré que parece que está saliendo bien parada la lista que te di. (Pena de Ten Minutes Older...)

    Por cierto, muy buena crítica, que normalmente me dedico a hablar de la peli, y no valoro tu trabajo. Olé por ti.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por poner el enlace del foro, te lo agradezco.

    ResponderEliminar
  3. La película es buenisima. Por ahi lei que también sacaron una segunda parte. Pero hasta ahora no he visto el dvd en las tiendas.

    ResponderEliminar
  4. Hola David,

    Tomo nota del hecho de que exista una segunda parte. Sabía que estuvo girando en forma de obra de teatro pero desconocía que hubiera "más metraje" por descubrir. Buscaré la película y daré buena cuenta de ella en el blog.

    ResponderEliminar