Día de Lluvia en Nueva York

6.10.19 Ana Belén Pacheco 0 Comentarios



Título Original: A Rainy Day in New York
Duración: 92 min.
País: EEUU
Dirección: Woody Allen

Guión: Woody Allen
Reparto: Reparto: Timothée Chalamet (Gatsby), Elle Fanning (Ashleigh), Selena Gómez (Shannon), Jude Law (Tedd Davidoff), Liev Schereiber (Roland Pollard) , Rebecca Hall (Connie).
Fotografía: Vitorio Storaro
Género: Comedia / Romance


 A contracorriente presentó un pase el día 3 de Octubre para "Un Día en Nueva York". Simpática y agradable comedía romántica que supone la 50ª película en la densa trayectoria escrita y dirigida por Woody Allen. 

La nueva película de Woody Allen se estrena el próximo 11 de Octubre y está protagonizada por   Timotheé Chalamet ("Call me by your name") Elle Fanning ("Mary Shelley") con una interpretanción juvenil ascendente cuando se van entrelazando junto a los grandes actores como Jude Law aportando una presencia descomunal.

El guión principal se centra en todo momento en torno a la joven pareja Gatsby y Ashleigh que se conocieron y estudian periodismo en la universidad de Yardley (con error geográfico de guión incluido) y deciden pasar un fin de semana romántico en la gran manzana. Sin embargo, los planes de novios se ven alterados cuando durante su estancia el sol da paso a la tormenta lloviendo a cántaros. Lo que supone una separación paralela viviendo cada uno aventuras y situaciones recambolescas con determinados encuentros. Tanto Ashleigh, tendrá ocasión de entrevistar a un conocido director de cine llamado Roland Pollard y se replanteará su ambición intentando aventurarse en tan pantanoso encuentro. Por otro lado, Gatsby redescubrirá la pasión pasando su día de noviazgo con Chan (Selena Gómez), la hermana joven de su ex-novia, la relación que mejor funciona contiene una química excepcional con  unos cuidados, hermosos y trabajados diálogos y situaciones que va creciendo en todo momento.

Además, el reconocido maestro Vittorio Storaro (“El último emperador”, “Dick Tracy”) repite como director de fotografía después de sus colaboraciones con Woody Allen en “Café Society” y en "Wonder Wheel".  Woody Allen vuelve de nuevo a la gran pantalla después de títulos aclamados por el público y la crítica como "Wonder Wheel"(2017), “Café Society”(2016), “Magia a la luz de la luna”(2014), “Blue Jasmine”(2013), “Midnight in Paris”(2011), “Conocerás al hombre de tus sueños”(2010), ”Si la cosa funciona”(2009) y “Vicky Cristina Barcelona”(2008), que han demostrado la enorme expectación y fidelidad del público español hacía el genio neoyorkino. 

Nueva York y la lluvia otoñal me recordó el libro de antología de textos escritos por Pep Aixalá donde menciona que siempre en las películas de Woody Allen estos factores climatológicos y sus ubicaciones los convierte un personaje más, acentuando una respuesta anímica a las situaciones convencionales donde se encuentran todos los intérpretes.

Rescatando información en Maridos y Mujeres filma las otoñales calles exponiendo a los actores a las inclemencias del tiempo llenas de hojas de árboles, convirtiendo la lluvia en un personaje más, una forma de mostrar el estado anímico de las personas.La secuencia -durante la fiesta de aniversario de Rain- en la que estalla un tormenta, con relámpagos, y la ciudad sufre apagón. Igual que el reloj congelado de Central Park en la presente película estos factores le sirve al director para ilustrar esa pasión de incandescente atracción tanto en la Gatsby y Shannon o en la relación de Rain junto a su profesor.

Recuperando la entrevista del mismo libro el propio Woody Allen menciona  "Me encanta la idea de la lluvia. Simplemente me parece muy hermosa. Por supuesto, es una lata rodar estas escenas lluviosas, es un fastidio. Pero quiero que esta atmósfera lluviosa en mis películas. Llueve en Hannah, en Días de Radio, en Delitos y Faltas, Misterioso Asesinato en Manhattan. La lluvia es tan hermosa y en Maridos y Mujeres llamé a laniña Rain, porque es un nombre bonito".

Mísmamente la secuencia más memorable de Manhattan junto a Diane Keaton corriendo para escapar de la lluvia y refugiarse en un museo, para terminar con la declarante escena del planetario. En Otra Mujer, mencionan el aspecto de la lluvia sirve para reforzar las escena en que Rowlands se encuentra con Hackman, su amante, se enredan en un tunel totalmente mojados. En Alice la lluvia permanece latente en la relación entre Mia Farrow y su amante Mantegna, tanto en la primera cita a escondidas en la noche como en el apartamento donde se acuestan y que contenía unos ventanales de espectáculo, muy similar al bohemio loft donde intentan mantener una relación sexual entre Ashleigh y Roland.

Ningún cineasta recorre las calles de Nueva York con tanto amor a lo largo de tantísimos años, crecer allí sintiéndose en casa cada vez que callejea es siempre precioso redescubrir la ciudad lo que ha cambiado en tantas décadas, hasta homenajearla mil veces con tanta belleza retratada dentro de sus películas, detallando siempre el buen gusto desde sus ubicaciones, locales, edificios, restaurantes. o comercios con recuerdos nostálgicos de soñarlo en blanco y negro.

Nueva York también encontraremos en la nueva películas otras ubicaciones que mencionan en la actualidad, convirtiéndose una vez más en protagonista a descubrir a lo largo de tantos años, más cariñoso cuando es Otoño tal como lo menciona en Todos dicen I Love You con voz en off explicando lo maravilloso de esta época del año en  "Este año el otoño fue especialmente bonito. Creo que lo prefiero a la primavera... ¿Recuerdan que les había dicho que Nueva York era una ciudad preciosa en el otoño? Pues en realidad quería decir en invierno. Bueno, al menos cuando nieva. Porque bajo una sábana de nieve Nueva York es realmente increíble y sorprendentemente apacible".

En una reciente entrevista detalla los personajes principales para reconducir la historia durante el fin de semana y descubrir el fracaso de su relación amorosa. Noté en principio un poco enlatada el rol de cada personaje, imaginé que se situaba más el estilo de relación hacia "Todo lo Demás" parecida a la relación de Ricci y Biggs.  En comienzo, un poco forzado pero a mitad de la película sí que los dos protagonistas se desenvuelven con más naturalidad y con un carisma más acentuado ganando presencia en la pantalla. "Gatsby quiere ser un jugador póker y tocar el piano. Los hijos de las familias adineradas que conoce Gatsby son igual que él. Tienen toda clase de facilidades para ascender en la escala social de la vida y, sin embargo, lo rechazan porque prefieren no seguir lo que sus padres les dicen, ni convertirse en las personas que ellos quieren que sean. Desean hacer su propia vida en un entorno más complicado e interesante a través de profesiones y ocupaciones que también lo son. Por otro lado Alison, encaja dentro del prototipo de chica americana. Es la típica estudiante universitaria, ambiciosa, dulce, amable y que quiere hacer las cosas bien. Se ve un poco sorprendida por la presencia de los ídolos, los héroes del rock. Es ese tipo de chica que uno reconoce fácilmente en la universidad. El estatus de ambos se fusiona, se funde.". 

El desgaste de años y cansancio lógicamente con tanta trayectoria es obvio que los personajes incluso secundarios no lleguen a un nivel de carisma más allá de lo agradable, sí están muy trabajados los diálogos y situaciones pero todos los últimos años pierde cierta notoriedad resultando el elenco mucho más presencial y plano. No se como explicarlo pero deja una especie de cosquilleo robótico en modo piloto automático en los comportamientos de seducción, sexo o religión que salva acertadamente en muchos momentos jugando en el arte de la ficción con ellos, destacando la escena que se presentan dentro de un coche durante el rodaje de varias tomas entre Shannon y Gatsby inmersos en la película.

Una vez más utiliza el tradicional sistema empleado para poner en duda todas las ideas y conceptos con neuróticos destellos de sus personajes. Igual que en Celebrity provoca en cada persona desde el interior un propio Big Bang, poniendo su estabilidad de vida, los sentimientos en duda sosteniendo decisiones y complejidades constantes que entre el equilibrio entre los límites de realidad y ficción la imaginación  se desestabilizan y se desenvuelve de maravilla tal como declara recientemente. "En el arte puedo controlarlo todo y conseguir que todo suceda como a mí me gusta. He pasado toda mi vida haciendo películas como yo quería que fuesen y los personajes han actuado siempre del modo que yo necesitaba que lo hicieran".

 También el paso del tiempo ha deteriorado su relación con la ciudad, incluso en recientes entrevistas mencionando que incluso siendo la misma urbe de su infancia Nueva York ha cambiado mucho en tantos años "Sin duda soy hijo de las calles de la ciudad. Y me siento como en casa cuando voy caminando, no en coche, ni en tren, ni nada de eso. Conozco bien la ciudad, la zona de Manhattan. Sé cómo llegar a los sitios. Sé donde encontrar taxis, escabullirse para ir al lavabo si lo necesito. En qué restaurantes comer. Me siento simplemente como en casa cuando estoy en la ciudad". Se siente distante en la actualidad con ella creando y adaptando personajes ficticios de otra época en la Nueva York de hoy en día con la llegada del otoño, devolviendo su anodina vida. Reseteando en un fin de semana una relación, ni mejor ni peor, diferente rumbo deseando tener nuevamente otra forma de vivir en esa oportunidad de empezar de cero.

 

0 Opiniones Constructivas: