VA DE BODAS LA COSA

Con el verano llegan las comedias románticas. ¿Urticaria? Bueno, si eso no es suficiente además regresan los becarios a las redacciones de las productoras y de nuevo nos encontramos con determinados monstruos en los carteles de las películas y en sus títulos. Hoy vamos a hablar de En la Boda de mi Hermana, gran ejemplo de cómo se venden las cosas para simplificar.

En España las películas sobre matrimonios funcionan extrañamente bien. Por eso de su original: “Y entonces en Roma” (When in Rome) que deja ventanas abiertas a la interpretación libre es mejor simplificar lo que pasará en la cinta sólo con los diez primeros minutos de película. Si, no piensen que el enredo tendrá lugar en la citada boda ya que sólo será el detonante. También es cierto que los americanos, enamorados de preciosos destinos turísticos como Italia acudirán en manado y se encontrarán con una escueta incursión italiana.

Parando el capítulo injustificable de la traducción gloriosa tenemos que enfrentarnos de nuevo a un photoshop en un cartel la mar de descriptivo: Chica guapa mordiendo con lascivia una uña y chico guapo que sale por detrás con… ¿Le ponemos un ramito de flores? ¡Si! Venga, copia y pega este mismo para que quede pintoresco. Para acabar en la versión Española como obviamos Italia quita el coche ese que no se puede justificar de ningún modo. Y creo que la gente en España no necesita saber que salen Angelica Huston o Danny DeVito salen en este bodrio…

Y de este modo pasamos de este cartel…


A este otro…


Share on Google Plus

Sobre mi Ana Belén

Soy periodista y especialista en cine y cultura, además de otras múltiples disciplinas de la era digital. Además intentamos que este sea un hogar de frikismo y diversión, si quieres puedes localizarme en contacto@elladoocurodelceluloide.com.

0 Opiniones Constructivas :

Publicar un comentario