SALT

*****

Que mona es Angelina con sus carnosos labios y sus piruetas varias. Cualquiera diría que en lugar de ir de rodaje la muchacha se lo toma como un gimnasio, pocas frases y mucha acción. Salt es básicamente una mezcla entre su Tomb Rider y Wanted con ciertas pretensiones de thriller con vuelta curiosa de argumento, lo cierto es que si lo hubiera conseguido este megadespliegue incluso podía haberse salvado como subproducto veraniego pero el caso es que fracasa de forma estrepitosa.

Salt es un agente del gobierno americano con una vida ejemplar y una tapadera magnífica, su marido es un encantador amante de las arañas y todo el paquete completo. Pero todo cambia cuando un ruso se entrega a la agencia y vaticina que un agente doble acabará con la vida del primer ministro ruso, el nombre del citado agente no es otro que el de Evelin Salt. A partir de aquí ya se sabe, una persecución tipo El Fugitivo pero con escenas surrealistas y algún intento de girar la trama para enganchar al espectador taciturno.

Por desgracia no hay forma de salvar estas piruetas pirotécnicas y esos discursos proamericanos. La cinta trascurre sin pena ni gloria y acaba finalmente con la paciencia del más pintado.

En lo demás, impecable gasto para hacerlo todo vistoso, chirría aún así el maquillaje y,… bueno, de su giro final no hablemos ya que para desgracia de su guionista cada nuevo ingrediente se ve venir a la legua. Peroooo, el verano es así señores, si lo quieren lo cogen o si no esperan a diciembre que es cuando llegan las películas oscarizables. ¡Qué dura la vida del cinéfilo!


PROS: Un buen ritmo como película de acción.

CONTRAS: Una estructura argumental tan pobre que es injustificable.
Share on Google Plus

Sobre mi Ana Belén

Soy periodista y especialista en cine y cultura, además de otras múltiples disciplinas de la era digital. Además intentamos que este sea un hogar de frikismo y diversión, si quieres puedes localizarme en contacto@elladoocurodelceluloide.com.

0 Opiniones Constructivas :

Publicar un comentario